Conservación de papel: un acercamiento entre Latinoamérica y Oriente

JPCCon el objetivo de intercambiar experiencias y conocimientos en la conservación del patrimonio cultural de papel, la Coordinación Nacional de Conservación del Patrimonio Cultural (CNCPC) y el Centro Internacional para el Estudio de la Conservación y Restauración de Bienes Culturales (ICCROM, por sus siglas en inglés), a través de su programa regional para América Latina y el Caribe, LATAM, inauguraron el pasado 5 de noviembre el “Curso Internacional de Conservación de Papel en América Latina. Un Encuentro con Oriente”.

Es la tercera ocasión que se realiza este curso en nuestro país con la participación de especialistas de Latinoamérica y Japón. Constituye una iniciativa de la encargada del taller de documentos gráficos de la CNCPC, Marie Vander Meeren, quien tomó el curso impartido por el National Research Institute for Cultural Properties, en Tokyo Japón, a través del investigador Masato Kato,  y realizó la propuesta para traerlo al continente Americano.

Durante el evento inaugural, el especialista japonés Masato Kato reconoció el esfuerzo de la CNCPC para acercar este conocimiento a México y señaló que el curso tiene más de 20 años impartiéndose en diferentes partes del mundo con mucha demanda. Precisó  que a pesar de haber sido adaptado al contexto de Latinoamérica, el concepto básicamente sigue siendo el mismo, para compartir con los países de esta región, la técnica y material original de Japón.

La coordinadora de proyectos del ICCROM, Katriina Similä, dijo que las autoridades del patrimonio de Japón y de México son colaboradores del organismo desde hace décadas, con una importante participación en actividades de este tipo. Señaló que en materia de conservación de papel, llevan casi un cuarto de siglo trabajando en el país de Oriente, que tiene una gran tradición en la materia y será de vital importancia para generar colaboraciones y avances que nutrirán el trabajo internacional.

La doctora Valerie Magar Merus, titular de la CNCPC, abundó que la posibilidad de que el curso sea en español es fundamental por la accesibilidad que puede  tener, para que sean mucho más fáciles de asimilar las ideas generadas y compartir las propuestas de los especialistas sin ningún problema. Señaló que al curso asisten profesionales de la restauración de países como Argentina, Brasil, Colombia, Cuba, Perú y por supuesto México, quienes escucharán las ponencias de especialistas de Argentina, España y Japón.

“Uno de los objetivos de este curso es que el tiempo que estén aquí en México lo aprovechen al máximo, pero también, nuestro interés es que formen redes a partir de esto y puedan establecer contacto entre ustedes y mantenerse actualizados de los procesos que estén haciendo”, precisó Magar Meurs.

JPC JPC

Los comentarios están cerrados.